Entrevista a José Miguel Cubillo


    entrevista jose miguel cubillo

    JOSÉ MIGUEL CUBILLO es casado y padre de diez hijos, tiene una amplia experiencia en temas de la familia como se puso de manifiesto a lo largo de la conferencia: “Hablemos de sexo, alcohol y drogas en la formación de nuestros hijos”. Intipress le realizó una entrevista sobre el tema de su exposición que a continuación les compartimos:

    José Miguel a su criterio, ¿qué aspectos se deben considerar para prevenir la inclinación por el alcohol, las drogas y el sexo a edades tempranas?

    La base educativa es la obediencia. Cuando sus hijos son pequeños deben aprender a obedecer, teniendo en cuenta que esto es importante para su desarrollo personal.
    El ejemplo es fundamental. Si los padres toman demasiado y eso se ve como la manera habitual de divertirse, se va a producir una asociación entre diversión y alcohol y sin criterio sus hijos van hacer los mismo.  
    Hay que tener cuidado con la experimentación. Hay chicos que son más proclives a experimentar que otros y la emoción de sentirse mayores, la desinhibición y vencer la timidez son caminos que los llevan por esos malos caminos. Para que los hijos no se lancen por esos caminos deben tener seguridad en sí mismos y se lo consigue cuando son aceptados cómo son en casa y no cómo les gustarían que sean.
    Por último, el no buscar la diversión a toda costa. Debemos enseñarles a los chicos el aprecio real de las personas en su conjunto y deben empezar por el aprecio a sí mismos, sí reconocen ese valor profundo que tienen, se tratarán acordes con ese valor y así lo harán con otras personas.

    En el INTISANA procuramos que nuestros padres de familia tomen conciencia que ellos son los primeros educadores de sus hijos, ¿cómo deberían abordar estos temas?

    {edsanimate_animated_zoomInRight_eds-on-scroll}

    entrevista jose miguel cubillo2

    {/edsanimate}

    Con toda franqueza. Los padres para poder orientar a sus hijos primero deben saber de qué tienen que hablar y para ello necesitan  mucha formación. Luego cuando se habla con los chicos siempre debe haber tres ideas presentes: la primera es amor, que es la base que caracteriza nuestras acciones que tienen sentido. En el tema sexual hay que hablar de paternidad y maternidad, ligado a Dios y a sus padres como buenos referentes. Cuando se habla de drogas se debe hablar de libertad, cuando usa drogas o alcohol resta su libertad porque pierde su inteligencia y su capacidad de discernimiento. Con nuestros hijos siempre se debe hablar de estos temas, para que a los doce años se los haya concluido; todo lo que sea después de esta edad es llegar un poco tarde para su orientación.

    A veces, la falta de comunicación entre padres e hijos, provoca que cuando nuestros adolescentes caen en el alcohol, drogas y pornografía, los padres son los últimos en enterarse, ¿cómo estar alertas y fomentar una buena comunicación con nuestros hijos?
     
    Los padres deben hablar mucho con ellos y estar disponibles cuando nos necesiten. Para que ellos quieran hablar con nosotros debemos haberles enseñado que nosotros queremos hablar con ellos y esto también se entrena en la infancia. Cuando nuestros hijos quieren contarnos cosas, que a veces son poco interesantes, no les prestamos verdadera atención, de forma inconsciente aprenden “no soy interesante para mis padres”  por eso cuando llega la adolescencia y son conscientes de su intimidad no les quiere hablar. Cuando nuestros hijos nos cuenten cosas pequeñas, le deben hacer preguntas que profundicen en ese tema para así manifestarle el interés por él.

    Para concluir, envíe un mensaje para las familias del Colegio INTISANA respecto al tema.

    La vida es una aventura que merece la pena vivir y dentro de esa aventura de la vida, la aventura más grande es nuestra aventura familiar, es nuestro matrimonio y son nuestros hijos. En el mundo nunca habido tantas dificultades para educar como hoy, realmente los factores que llegan a los hijos son innumerables y parece que están fuera de nuestro control. Por otro lado nunca se ha sabido tanto de educación como hoy sabemos. Los padres debemos esforzarnos en una mayor formación continua, mucho más que en otras épocas. Así que ánimo, porque nuestros hijos son los que van a mejorar el mundo.

     

     


    © 2019 Colegio Intisana